glucosa-en-la-sangre

Glucosa y su papel en el sistema sanguíneo

Glucosa en la sangre

Primero debemos saber, ¿qué es la glucosa?. La glucosa es un enzima que habita en nuestro torrente sanguíneo que se encarga de absorber el azúcar de los alimentos que consumimos, esa misma azúcar la convertimos en energía y es la que gastamos diariamente. Tener los niveles de glucosa controlados es importante, pues un aumento en el consumo de azúcar nos dará problemas de glucosa alta, la que ocasiona enfermedades tan graves como la diabetes.

A pesar de esto, muchas personas no tienen muy claro el papel que desempeña la glucosa en nuestro organismo y la importancia de mantener los niveles correctos. En esta ocasión te vamos a contar todo sobre la glucosa.

glucosa-en-la-sangre

Glucosa, ¿qué es?

La glucosa es un carbohidrato o glúcido que corre por el sistema sanguíneo, absorbiendo todo el azúcar que pueda de los alimentos que tomamos, ya sea frutas, verduras o postres. Es importante tomar azúcar porque esta se convierte en energía y sin ella no podemos realizar las actividades diarias como corresponde. Además ayuda a la estructura corporal, como un tipo de combustible al metabolismo.

Esto quiere decir que la glucosa es el combustible del organismo, es nuestra fuerza y energía, por eso debemos consumirla, pero también preocuparnos de mantener los niveles en óptimas condiciones, un aumento o disminución son perjudiciales en el funcionamiento y desempeño del cuerpo.

¿Cuál es el papel de la glucosa en la sangre?

 

Ya dijimos que su principal función es recaudar energía para el cuerpo. Las células se encargan de trasportar esa energía a todo el organismo y termina ayudando a las diferentes faces del sistema como lo es la digestión, regeneración de los tejidos y la multiplicación de las células sanguíneas.

La glucosa que consumismo se acumula en el hígado, y esto se va despejando poco a poco para cumplir los procesos biológicos y naturales del organismo. También ayuda al funcionamiento cerebral, las células rojas de la sangre, conocidas como glóbulos rojos, y las neuronas necesitan de la glucosa para acelerar el proceso activo de las mismas. Como verás, la glucosa se encuentra en varias facetas del sistema, ayudando a dar movimiento a cada una de ellas.

Ingerir alimentos con glucosa es necesario, los carbohidratos deben tener un límite. Estos son la principal fuente de glucosa en la sangre, pero debemos tener cuidado con el consumo excesivo, esto ocasionaría un colapso de azúcar en el sistema, creando la acumulación de azúcar en la sangre, y podría desarrollar la enfermedad de diabetes y junto a ella de producen más problemas serios en el sistema.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *