El problema de la violencia de género

La violencia de género se refiere a todas esas manifestaciones de maltrato tanto físico como psicológico que se ejercen contra alguien tomando como base su género, es así como aquel infundado convencimiento de que el hombre es totalmente superior a la mujer ha llevado a que se presenten tratos de control y sometimiento que afortunadamente y tras de un fuerte trabajo de por medio finalmente empiezan a tener consecuencias legales.

El problema como tal maneja un carácter netamente estructural pues aún hoy en día prevalecen cimientos de poder y sumisión, los cuales se reflejan en escenarios tan comunes como el hogar o el mismo trabajo.

Causas de la violencia contra la mujer

  • Patrones de conducta aprendidos. Las relaciones previas y en general las bases familiares de una persona son factores que inclinan la balanza hacia la tendencia de repetir las historias.
  • Justificar los actos. A veces ocurre que los hombres actúan así porque en su pensamiento es lo que entienden como correcto, también pasa que las mismas mujeres justifican este tipo de hechos creyendo que lo merecen o que no vale la pena denunciar porque nadie les creería.
  • Tolerancia hacia la violencia. Tanto los protagonistas de este tipo de casos como quienes los conocen suelen pensar que es algo pasajero y que seguramente en algún punto cambiará. Generalmente la cultura del silencio prevalece y se dejan pasar las cosas, buscando ayuda cuando no hay nada que hacer.
  • Relaciones desiguales. Una mentalidad de dominación disfrazada de cariño y muchos cuidados suele envolver a las mujeres para aceptar a hombres que las consideran como personas a su servicio sin voz ni opinión.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *