Mitos y realidades sobre la gripe

En esta temporada invernal es muy común ver a muchas personas enfermas de las vías respiratorias, el virus de la gripe ataca con mayor fuerza en los meses de frío… ¿O no?

Aunque no lo creas, el frío no tiene nada que ver, pues la gripe es una enfermedad infecciosa, el virus se contagia por múltiples vías, pero los resfriados son comunes todo el año, sólo que no prestamos tanta atención. El alza en los contagios en época invernal tiene más que ver con que tendemos estar en espacios cerrados a causa del clima, por lo que es más fácil que estemos expuestos al virus.

Otro de los mitos comunes, es creer que la vitamina C, contenida principalmente en los cítricos, tiene propiedades antigripales que mejoran el sistema inmunológico. Lo cierto es que hasta el momento no hay ningún ensayo o investigación médica que apoyen o comprueben esta teoría.

gripe

Si a pesar de todas tus precauciones, ya te contagiaste de gripe, lo primero es seguir las prescripciones del médico, si deseas puedes probar con algunos remedios naturales, pero la efectividad de estos están más relacionados con el efecto que les atribuimos, pues muchos no cuentan con pruebas de laboratorio que confirmen sus efectos.

Los remedios más usados son el jengibre, ajo, cebolla y propolio, entre otros. Ya sea en alimentos o en bebidas como té, las abuelitas nos acostumbraron a recurrir a ellos, quizá te hagan sentir mejor por la nostalgia, nada pierdes con  consentirte un poco con un té endulzado con miel.

Por cierto, cabe aclarar que la gripe y e l resfriado son enfermedades diferentes, aunque tengan síntomas parecidos.

En la gripe puedes padecer fiebre, dolor muscular, tos, y dolores de cabeza.  En el resfriado lo más común son los estornudos, escurrimiento nasal y el muy incómodo dolor de garganta.

Claro que lo ideal es que te diagnostique un médico para que puedas tomar el tratamiento adecuado.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *